GAY BLOG BR by SCRUFF

This article is also available in: Português

En esta entrevista, concedida por teléfono directo desde Hamburgo, Alemania, donde pasa una temporada, Márcia Pantera no se cansa de repetir lo feliz que está. Con una carrera de 32 años y muchos altibajos, la veterana drag – creadora del movimiento bate cabelo, musa de los estilistas y también actriz -, habla sobre el pasado, el auge en una era pre-internet, el fondo del pozo de la droga y cómo se las arregló para revertir la situación.

Márcia Pantera/Reproducción

Desde 2017, la drag queen se ha dividido entre Brasil y Alemania, donde pasa una temporada de seis meses actuando en un popular club nocturno alemán, además de formar parte de un grupo de baile durante 3 años.

Este año será honrada con el premio Icono Mix Brasil del Festival Mix Brasil. ¿Qué importancia tiene este homenaje para ti, que tienes más de 3 décadas de carrera?

Creo que todas las personas deben ser honradas en la vida, siempre. Honrado por un buen trabajo, por tu carácter, por tu humildad, por el artista que eres. ¡Tres décadas, Dios mío! Qué asombroso puedo hacer lo que amo. Hoy sigo aquí porque hago lo que amo, porque si todos entienden que en cada trabajo que haces, si amas lo que haces, todo es diferente, todo será increíble en tu vida. No hay un día en que salga a trabajar triste, incluso pasando por momentos difíciles, porque es en estos momentos difíciles que salgo a trabajar, ahí es cuando me divierto y libero mi cabeza de todo. Y luego siempre tengo que hacer mi mejor esfuerzo para todo.

Bate cabelo
Márcia Pantera/Reproducción

Volviendo un poco al pasado, son 32 años de carrera, ¿cómo fue tu comienzo en la noche gay en Sao Pablo?

Mi comienzo fue increíble. Siempre fui un atleta de voleibol, jugué unos años en Suzano Sport, allá en Suzano (SP). Cuando me enteré, la noche fue increíble para mí. Nunca había visto a dos hombres besarse, fue en la discoteca Nostro Mundo, y estaba sucediendo. Recuerdo que el primer programa que vi, uno de los mejores programas que vi en mi vida, que fue inspiración para mí, fue Marcinha do Corintho, pero vi innumerables espectáculos maravillosos en Nostro Mundo. Tuve ayuda de mucha gente. Tenía el cariño de todos en el vestuario. Participé en un concurso en la discoteca Nostro Mundo donde gané, donde la maquilladora por primera vez fue Cheyenne Crer Crer. Hoy vive en Berlín, y cuando gané [o concurso], Me invitaron a tener una cita todos los fines de semana.. Fui ganando espacio y ganándome el cariño de la gente, siempre con mi humildad y con mi respeto.

Márcia Pantera/Reproducción

¿Hay muchas diferencias entre la noche gay pasada y el presente?

La gran diferencia es que, en ese entonces, la gente estaba mucho, pero mucho más unida. No tiene comparación con lo que es hoy. Hoy es un juego de disputa para saber quién es mejor, quién tiene más seguidores, quién hace esto, quién hace aquello. Creo que esta noche perdió mucho, a pesar de que teníamos muchos buenos artistas, pero el gay, la drag queen, se perdió un poco. Creo que es cada uno corriendo por sí mismo y haciendo todo lo posible para ganar seguidores y ese alcance en los medios. En mi época, no tenía nada de eso. No tenía los medios de comunicación a mi favor, no tenía nada. Por supuesto, junto con Alexandre Herchcovitch, logré muchas cosas, ya sabes.

Desde 2017, ha pasado una temporada de tres meses en Alemania. ¿Tiene planes de vivir permanentemente en suelo alemán?

Quien me trajo a Alemania fue Catherrine Leclery. Es una amiga que conozco desde hace algunos años. Lleva muchos años trabajando aquí, desde hace 30 años, y un día me dijo “te voy a llevar a Alemania”, y eso se hizo realidad en 2017. La primera vez que vine a hacer una fiesta en la calle, que es una fiesta increíblemente maravillosa en Colonia, yo era una de las principales atracciones de Brasil, y fue maravilloso. Pasé tres meses aquí, bailando, y ahí conocí a unos amigos que estaban aquí en Hamburgo, para poder hacer una audición en este lugar donde trabajo hoy, que es el show de travestis Pulverfass Cabaret. Entonces, vine, hice una prueba, pasé. Al dueño le encantó mi imagen, la postura, la drag queen misma. Trabajo seis meses al año aquí. Pienso seriamente en poder vivir aquí, pero tienes que tener documentos, etc. A diferencia de Brasil, aquí hay otra educación, otra cultura, pero me gusta mucho aquí.

¿Cómo es la noche LGBT en Alemania, fuera del eje Múnich-Berlín?

En esas ciudades, simplemente salí a caminar. No fui a trabajar. Como te dije: me encanta lo que hago, entonces estoy en casa, estoy con amigos. Llevo tres años bailando en un grupo llamado Magic Fantasy. Entonces, los otros lugares a los que no fui a trabajar, solo a Colônia que fui a trabajar, los otros fueron a caminar, Berlín, Amsterdam (Holanda) y otros lugares, a caminar.

Márcia Pantera/Reproducción

¿Es cierto que se le conoce como el pionero del «bate cabelo»? ¿Cómo surgió la idea de mover frenéticamente la cabeza, que luego fue imitada por muchas?

Soy la precursora y creadora del movimiento. Entonces todo empezó conmigo. Los shows eran totalmente diferentes en el momento en que estaba haciendo Nostro Mondo. No había ninguna drag haciendo el show que yo hacía. Todas hicieron algo más antiguo, Shirley Bassey, Donna Summer, Whitney Houston, y luego pasaron los años. A finales de la década de 1980-1990, apareció Blackbox y otros grupos, con otro tipo de música. Fue donde obtuve una canción de un DJ y comencé a cambiar mi estilo de espectáculo, por lo que este movimiento de bate cabelo tuvo lugar en una canción de Michael Jackson. Recuerdo que hice un movimiento muy fuerte con mi cabello hacia atrás, y Herchcovitch me comentó «lo que haces es muy chévere, tienes que hacer más» y yo le dije «¡Ni siquiera sé qué es eso!» . Entonces, me dijo que bailara la canción nuevamente, y luego la gente comenzó a adaptarse, adaptarse a girar, a mover el cabello.

No solo soy conocida por ser la pionera, soy la creadora del movimiento bate cabelo, luego vinieron varias más. Hoy en día, en nuestra cultura drag hay muchas drags que hacen esta cultura del bate cabelo. Estoy muy feliz de haber creado un movimiento, donde todas lo hacen, y también es su trabajo, su sustento. No lo voy a decir fanfarroneando, lo voy a decir como un trabajo hermoso que descubrí y hasta el día de hoy varias de las drags están haciendo el moviendo, y creo que es increíble.

Creo que han pasado años y años, cierto, necesitamos tener algo nuevo, que alguna drag lance algún otro movimiento, algo. No soy Márcia Pantera solo por el bate cabelo. Soy Márcia Pantera, que ha realizado innumerables trabajos maravillosos con Herchcovitch. Hice desfiles, hice Elle, hice Vogue, Bazaar, Interview, hice un millón de cosas, hice Fernando Pires. Esta Márcia Pantera, que bate cabelo, es una Márcia que se sube a las estructuras, que se baña en cerveza, que salta en medio del público, que ya ha entrado en moto. Ella no es solo un bate cabelo. Está la postura, la actuación de voz, la figura misma, la producción y el maquillaje. Creo que hay mucho más detrás de Márcia Pantera para que la gente sepa.

Fuiste musa del estilista Alexandre Herchcovitch, habiendo incluso realizado editoriales de moda para Elle, Vogue y la portada de Interview. ¿Cómo fue su
paso por el mundo de la moda?

Fui el único drag en hacer ese universo, como lo de Herchcovitch. Hice varias Phytoervas con Herchcovitch. Hice Elle, Vogue, Interview, Harper’s Bazaar, todas con él. Entonces apareció en mi vida Fernando Pires, e hice varios desfiles de zapatos para él. Entonces, todo lo que está sucediendo hoy, ya lo hice allí. Toda esta locura que las drags buscan, esta cosa de estar en una portada [de revista], de ser y hacer que suceda, ya lo he hecho todo. Creo que es bastante sorprendente, prácticamente todavía sucede hoy, lástima que no tenía Internet a mi favor en ese momento, pero está bien. Soy Márcia Pantera porque he conquistado a la gente de boca en boca, cara a cara, ahí, en el escenario, haciendo mi trabajo. Alê siempre ha sido la persona más increíble de mi vida, el amigo más increíble.

Márcia Pantera/Reproducción

¿Ser famoso era un viejo sueño?

Nunca quise ser famosa. Siempre quise hacer mi trabajo. La fama, sucede en tu vida. Viene con tu trabajo, con tus logros. Esta búsqueda de querer ser famosa creo que es un poco peligrosa, porque después puede que no sepas cómo lidiar con ella. Ahí es donde caí en ese mundo de las drogas.

¿Todavía tienes más de 300 modelos que te hizo el estilista?

No (risas). Debo tener unos diez, quince modelos solamente. Muchos de ellos los vendí, otros me robaron. Le digo a Alê que hubo un tiempo en que se convirtió en moneda de cambio, ya sabes. La ropa de Herchcovitch era tan deseada, por tantas drags, que seguían atormentándome para venderla. También vendí algunas cosas por las drogas, pero tengo a Alê como miembro de mi familia, un hermano mayor, y eran modelos increíblemente maravillosos. Alê era mi palanca, era mi escalera, era un gran amigo, un impulso. No tienes idea de lo que es Alexandre Herchcovitch en mi vida.

Márcia Pantera/Reproducción

En el pasado, ha pasado por momentos difíciles debido a las drogas. ¿Qué te motivó a dejar el vicio?

Tenemos drogas en el mundo, ¿verdad? Tuvimos artistas maravillosos que perdimos por las drogas. Tal vez porque no consiguió superar toda esa ola. Es difícil. Caí en un agujero y no pude salir. Allí me convertí en esclavo de esta droga, perdí mucho, pero lo material ni siquiera era lo más importante. Lo más importante fueron las personas que perdí. Esas personas que perdí y que amaba: mi abuela, mi madre, mi hermano, entre otras personas que perdí, y de las que no me di cuenta porque tenía la droga para aliviarme. Cuando perdí a la última persona de mi vida, que era mi hermano, y fue también por la droga, comencé a darme cuenta. Fui a dos clínicas y luego ya me estaba perdiendo muchas cosas. Mi hermana que juega voleibol en Portugal, y hoy está en Suiza, me dijo: «Hoy me voy, solo estaré esperando que alguien me llame y me diga así, ven a enterrar a tu hermano». Fue entonces cuando dije: “No. Mi final no puede ser ese”. Amo mi vida, amo mi trabajo, amo a mi familia, necesito levantarme. Tenía mucha gente tratando de ayudarme, pero luego no ves nada de eso, pero gracias a Dios, mi buen Dios, logré deshacerme de todo esto y volví de cero. Siempre tuve un nombre fuerte, así que cuando la gente se dio cuenta de que estaba mucho más «limpia», mejorando, regresé y luego hice lo que más amo en esta vida, que es ser la drag queen Márcia Pantera.

Desfile
Márcia Pantera/Reproducción

¿El público europeo que asiste a la noche LGBT en Alemania, por ejemplo, es muy diferente del público brasileño? Sé que hay bailes en Berlín
que duran días ininterrumpidos.

Sí, es diferente. El público alemán es diferente. Siguen con aplausos, pero para que «derribes» el lugar, tienes que ser de lo mejor, tienes que ser sorprendente. No les puedo decir que a mí no me pasó acá, porque me ha pasado un par de veces, y estaba muy feliz de ir conquistando con mi trabajo diferente acá (Alemania), pero es todo poco a poco. Hoy estoy feliz con lo que hago. Estoy feliz de estar en el escenario, de poder hacer mi trabajo. Estoy feliz de haber cumplido mi sueño como persona. Sí, hay una gran diferencia. El brasileño es un público que te exige mucho, ¿no? Soy pura energía, por eso el público siempre percibe mi energía. Y estoy muy feliz por eso.

Además de la discoteca y los escenarios de moda, también hiciste cine. ¿Cómo fue la experiencia como actriz?

Me descubrió Marcelo Caetano. Un director maravilloso que me enseñó mucho a actuar, a ser actriz/actor. Hice dos películas con él. Hice Verona, donde yo era la protagonista, luego también Corpo Elétrico, junto a Lynn da Quebrada y un elenco increíblemente maravilloso. He hecho unas cuatro o cinco películas, he hecho algunos cortos. Es increíble que puedas actuar dentro de este universo. Soy muy feliz en lo que hago, soy muy feliz en mi vida.

Escenas de la película Corpo Elétrico
Márcia Pantera, en Corpo Elétrico/Reproducción Youtube

A lo largo de 32 años en la noche, ¿cómo valora la noche gay actual? (quiero decir antes de la pandemia)

La noche actual en Brasil es muy difícil. Porque tenemos la bala (droga) como la diva nocturna. Así que perdimos mucho público por estos espacios, por esas personas que ya no van al club solo para ver un espectáculo. Van para volverse locas, pero cada una en sus cosas. Desafortunadamente, nuestra noche en San Pablo, Brasil, no valoran a esta drag tanto como deberían. Invertimos mucho para estar en el escenario, para mostrar un buen espectáculo, pero a la hora de cobrar la tarifa, ese valor lamentablemente, no llega a un valor en el que podamos sentirnos valoradas. Cuando eres valorado, el arte cambia, porque realmente puedes invertir en todo lo que haces. Lo que falta en Brasil es la valoración del artista dentro de nuestra cultura.

¿Alguna vez has sufrido racismo dentro de la comunidad LGBT?

Desafortunadamente, existe esta cosa del racismo en todas partes, pero en algún momento de mi vida o en varios momentos de mi vida, lo pasé muy mal, pero nada de eso me impidió llegar y querer llegar a donde quiero llegar a causa del racismo. Porque el problema del racismo no es mío, el racismo es el problema del otro. Estoy feliz de poder repasar todo esto y hacer lo que amo, porque de hecho mi color negro no puede evitar que llegue siempre a donde quiero. También me alegra hablar de la revista Vogue de esta temporada de octubre, que estamos ahí: yo, Pabllo Vittar, Gloria Groove, Halessia y Bianca de la Fency. Necesitamos esta unión, personas que se unan, que se ayuden entre sí. Todavía queda un largo camino por recorrer, ¿sabes por qué? La mirada de envidia sigue siendo gigante. El otro artista no puede mirar a otro y ve que va ganando, que está contento, porque quería estar en su lugar, pero Dios es quien señala la estrella que tiene que brillar.

Sigue a Márcia Pantera en Instagram

This article is also available in: Português

Únete a nuestra comunidad de más de 15 millones de chicos

Encuentra exactamente los chicos que te gustan usando los filtros de búsqueda poderosos de SCRUFF. Hazte Embajador SCRUFF Venture para ayudar a los miembros que vienen de visita a tu ciudad. Busca una agenda actualizada de los mejores festivales, fiestas, orgullos y eventos gay. Aumenta tus posibilidades con SCRUFF Pro y desbloquea más de 30 funciones avanzadas. Baja la app SCRUFF aquí.